viernes, 7 de noviembre de 2008

El monoplaza que Alonso pilotará en 2009 apunta alto.

El ingeniero español Pedro García lleva ya casi un año, de un total de cuatro en Fórmula 1, como aerodinamicista en el corazón de Renault, Enstone.

Forma parte del equipo de personas que definen la forma que presenta el coche en pista y se dedica al diseño de las distintas áreas del monoplaza, a pruebas de las piezas en el túnel de viento y por último al análisis de los resultados de las mismas para poder aplicar los conocimientos adquiridos a la siguiente ronda de desarrollo.

El alicantino es un testigo de primera mano de la espectacular remontada de Renault esta temporada y también del nuevo R29 que está a punto de concluir su primer prototipo. "Lo que puedo decir es que todo lo que estamos poniendo en el coche tiene muy buena pinta. Que nadie piense que por haber desarrollado el R28 hasta el final hemos dejado de lado el nuevo. La solución para rendir en ambos terrenos fue trabajar el doble de horas, de 8 a 16 muchos días, y visto lo visto hay mucha ilusión en Enstone. Vamos a ver cositas interesantes el año que viene", comenta a MARCA Pedro. "Los primeros que tenemos ganas de que el coche gane carreras somos nosotros". (CONTINUA.....)

Los primeros datos son muy esperanzadores, hay confianza en el desarrollo del coche y curiosamente en Renault no hay angustia por el retraso en el montaje del KERS, ya que por ahora no parece tan decisivo. McLaren tampoco ha probado en pista, mientras que BMW u Honda sí. "Los equipos que han ido adelantados tienen que enviar a la FIA informes de seguridad que comparten todos los equipos, así que lo de correr mucho, es relativo, es más importante meterlo a su tiempo. Estoy seguro de que nuestro KERS no tendrá nada que envidiar a los de la competencia", reconoce el ingeniero español, que desvela que "el verdadero gran reto del R29 consiste en recuperar el apoyo aerodinámico que los planteamientos iniciales de la FIA reducían al 50 por ciento y adaptarse a la vuelta a la competición de los neumáticos lisos".


El otro reto fue superar hace pocos meses la muerte del padre del coche, Dino Toso, nombrado en 2005 y 2006 como el mejor del año. “Fue un golpe moral para todo el equipo, pero no creo que el desarrollo del coche se haya visto afectado por su triste pérdida ya que se nombró otro jefe de aerodinámica y con las estructuras de diseño existentes el impacto de perder la cúspide de la pirámide es menor. Así llevamos varios meses con un muy buen ritmo de desarrollo, de progresión”.

En esa tarea ha sido fundamental el portentoso superordenador que ha comprado el equipo, el Xtreme-X de Appro capaz de calcular 38 billones de operaciones por segundo, y que "trabaja desde hace meses en el monoplaza". "Desde luego está dando sus frutos, porque es el más poderoso de la Fórmula 1 y aquí el tamaño sí importa, cuantos más procesadores trabajan juntos más casos y supuestos puedes probar y desechar", afirma.

Pedro, junto al resto de los 80 componentes del departamento de aerodinámica, ha vivido en la fábrica tanto el inicio desesperanzador como el final pletórico con dos victorias -Singapur y Japón- y Alonso mezclado entre los Ferrari. "Hasta mis padres me decían al principio '¡pero qué coche le estáis dando a Fernando!', por lo que veían en la tele o leían. Se nos ha atacado en cierta medida pero sinceramente creo que con el esfuerzo de todos y a base de mejoras continuas hemos probado el buen nivel del equipo humano detrás de Fernando", comenta.

Pedro confiesa: "El peor momento fue Bahrein, pero desde ahí poco a poco fuimos metiendo piezas que mejoraban el comportamiento del coche casi hasta la última carrera, superando a BMW, que se quedó estancada, y quieras que no ver que todo se iba validando ha marcado una pendiente positiva de moral y satisfacción. Doblar las horas así no duele tanto".

Pedro confía en que esa pendiente siga con el coche de Fernando el año que viene: "Hemos mejorado más que Ferrari y McLaren a lo largo del año, en cuanto al tiempo por vuelta y eso es porque lo hicimos mejor que ellos en cierto tramo de la temporada. ¿Por qué no vamos a repetirlo y darle un coche campeón a Alonso?". Amén.

Pedro reconoce que la noticia de la renovación de Fernando por dos temporadas con el equipo cayó como agua bendita en la fábrica. "Casi descorchamos champán, porque allí además de compañeros somos fans de Fernando. Todos queríamos que se quedara y es una buena señal de motivación saber que confía en nosotros, en el coche que nos puede dar", afirma.

Sin duda, tener a un campeón validando el trabajo de fábrica es vital, un seguro de vida. "Es un plus porque es el mejor piloto, el más completo y constante y confiamos en sus opiniones cuando llegan las piezas al circuito. Sin contar con que es más rápido que el resto, es decir, el tipo de piloto que siempre lleva al coche al límite en las pruebas y eso también puede poner de manifiesto los problemas que tienen las piezas que igual otro piloto no analiza tan bien", concluye. Fuente: Marca

Etiquetas: ,

3 comentario/s

At 08 noviembre, 2008 12:18, Blogger davidlazaf1 dice...

Esperemos que sea asi y el superordenador sirva de algo,conque el r29 sea 3 decimas mas lento que ferrari y mclaren para alonso es suficiente para luchar por el mundial

 
At 08 noviembre, 2008 16:05, Blogger Dani dice...

Ya se decía que el R28 iba a ser 1,6 segundos más rápido que el R27 y eso fue a finales de 2007. Por ahora lo mejor es esperar a las pruebas invernales para saber cuan de cierto es esto

 
At 09 noviembre, 2008 11:13, Blogger pro_magicalonso dice...

El año que viene promete mucho. Saludos

 

Publicar un comentario

Links a este post:

Crear un enlace

<< Home