miércoles, 1 de agosto de 2007

La FIA reabre el caso de espionaje a Ferrari.

La intervención de Mosley se produce después de que el presidente de la Federación Italiana, Luigi Macaluso, se lo pidiera por escrito este lunes, cuatro días después de la decisión del Consejo Mundial del Automóvil.

Mosley afirmó en una carta enviada a Macaluso que ha enviado el asunto al Tribunal de Apelación de la FIA para que determine si la decisión del Consejo "fue apropiada y, en caso contrario, para que proponga otra decisión más justa".

El Consejo, que comprobó que un empleado de McLaren estaba en posesión de información sobre el monoplaza de Ferrari, no sancionó a la escudería británica el pasado jueves al considerar que ésta no había sacado provecho de esos datos. (CONTINUA.....)

La decisión, considerada justa por el director de McLaren, Ron Dennis, provocó una tempestad mediática en Italia.

Según la investigación, el empleado de Ferrari Nigel Stepney entregó al jefe de proyecto de McLaren, Mike Coughlan, información confidencial sobre el monoplaza de la escudería italiana para 2007, el F2007.

Además, Stepney previno a Coughlan de que Ferrari utilizaría en el Gran Premio de Australia un componente prohibido por el reglamento.

En su correo a Macaluso, Mosley señaló que ha recurrido al Tribunal de Apelación dada "la importancia que hay que dar a la confianza que el público tenga" en la investigación.

El presidente de la FIA señala que el Tribunal podrá escuchar los argumentos de los dos equipos "así como cualquier otro enrolado en el campeonato que lo reclame".

McLaren, que domina el mundial de constructores y que copa las dos primeras plazas del de pilotos con el británico Lewis Hamilton y el español Fernando Alonso, se enfrenta a sanciones por este asunto. Fuente: T5

Etiquetas: , ,

0 comentario/s

Publicar un comentario

Links a este post:

Crear un enlace

<< Home