domingo, 28 de septiembre de 2008

Alonso se convierte en el rey de la noche en Singapur.

Un año después de su última victoria en la Fórmula Uno, Fernando Alonso ha regresado al escalón más alto del podio en un Gran Premio de Singapur lleno de incidentes y gracias a una estrategia algo inusual.

El piloto de Renault pedía un milagro después de la sesión de clasificación del sábado para obtener un buen resultado en la primera carrera nocturna de la Fórmula Uno y esta noche, en el nuevo Circuito Marina Bay de Singapur, se le concedió.

Alonso arrancó desde la decimoquinta posición de la parrilla con los neumáticos de compuesto más blando y con un coche más ligero que el de sus rivales, esperando poder recuperar posiciones lo más rápido posible. Pero Jarno Trulli, con un Toyota muy pesado y un ritmo relativamente más lento, comprometió la primera parte de carrera del español. (CONTINUA.....)

Al frente de la prueba, Felipe Massa hacia una buena salida para liderar a Lewis Hamilton, Kimi Raikkonen, Robert Kubica, Sebastian Vettel, Timo Glock, Heikki Kovalainen y Nick Heidfeld al final de la primera vuelta.

El doble campeón del mundo entraba en boxes a repostar y a cambiar sus neumáticos por los de compuesto más duros en la vuelta 12, tres giros antes de que comenzase el drama en Singapur y se desencadenasen una serie de incidentes que marcarían el resto de la carrera.


Nelson Piquet Jr. provocó la primera de las dos intervenciones del coche de seguridad en Singapur al chocar contra el muro de protección en la vuelta 15. Red Bull Racing anticipó la salida del Mercedes y llamó a sus pilotos a boxes antes de que se cerrase el pit-lane, pero Nico Rosberg y Kubica no tuvieron la misma visión y, antes de arriesgar a quedarse en pista sin combustible, se vieron forzados a entrar en pits cuando aún no estaba permitido y a sabiendas de que serían sancionados con una parada de diez segundos.

Los incidentes continuaron en Singapur cuando el pit-lane abrió y todos los pilotos entraron a repostar. En su afán por abandonar boxes lo antes posible, y debido a un error en el sistema utilizado por Ferrari para indicar la salida a sus pilotos, Massa se llevó la manguera del surtidor del combustible hasta el final del pit-lane, además de golpear a uno de los mecánicos de su equipo.

El piloto brasileño tuvo que esperar a la salida del pit-lane a que sus mecánicos llegasen para retirar la manguera que se había quedado atascada. Finalmente regresó a pista, pero el tiempo perdido le costó caro y quedó relegado a la última posición. Su mala suerte no quedó ahí ya que vueltas más tarde los comisarios decidían sancionarle con un 'drive-through' por haber realizado 'una salida no segura'.

Trulli heredó la primera posición de carrera gracias a su estrategia a una parada, mientras Alonso lo seguía en segundo lugar con Rosberg, Coulthard, Hamilton y Glock a continuación. El italiano entró a repostar en la vuelta 33 y el único piloto de Renault en pista pasó a liderar el GP de Singapur.

Alonso fue abriendo una distancia considerable respecto a Rosberg y en la vuelta 40, cuando el piloto de Williams entró a repostar, ya contaba con una ventaja de ocho segundos. El español paró en boxes un giro más tarde y regresó a pista en primera posición, por delante de Coulthard y Hamilton, mientras estos dos luchaban por el segundo lugar.

A diez vueltas para el final el coche de seguridad tuvo que intervenir de nuevo en la carrera después de que Adrian Sutil chocase contra el muro de protección a la entrada del túnel. Cuando la carrera reanudó su ritmo, Alonso se alejó sin problemas de sus rivales mientras que Rosberg, en segundo lugar, aguantaba los ataques de Hamilton.

Y mientras el asturiano conducía con tranquilidad hacia la línea de meta, la noche de Ferrari fue de mal a peor a cuatro vueltas del final cuando Raikkonen pasó por encima del bordillo en la chicane y se fue contra el muro, perdiendo la quinta posición y cuatro puntos muy valiosos.

Alonso controló la carrera hasta que cayó la bandera a cuadros para lograr su primera victoria en un año y quedar por delante de Rosberg y Hamilton, quien gracias a su tercer lugar aumenta a siete puntos su ventaja sobre Massa en el mundial de pilotos.

La cuarta posición fue para Glock, mientras que Vettel acabó quinto con Heidfeld, Coulthard y Nakajima completando los ocho primeros lugares del GP de Singapur. Fuente: GPUpdate

Etiquetas: , , , , , , , , ,

1 comentario/s

At 29 septiembre, 2008 12:18, Blogger Diego dice...

Bravo por Fernando es el mejor. El año que viene nos dará muchas alegrías. Un Saludo
Mi blog Valencia Formula 1

 

Publicar un comentario

Links a este post:

Crear un enlace

<< Home